El Suprematismo

Inicio / Movimientos artísticos / El Suprematismo

El suprematismo fue un movimiento importante que surgió a comienzos del siglo XX, en una época en la que temas como el propósito del ser humano en la tierra, el cosmos y el universo eran asuntos de considerable y profunda reflexión. Este movimiento proviene del arte abstracto y se enfoca en su superioridad. Su creador, Kazimir Malevich, contribuyó en gran manera a que esta corriente artística llegara a convertirse en una de las más destacadas de la época. Quédate para saber más de este movimiento artístico y cultural.

¿Qué es el suprematismo?

El suprematismo es un movimiento del arte abstracto, esta corriente artística abrió nuevas posibilidades en el campo de la pintura entre los años de 1915 y 1916. El suprematismo ruso evolucionó de manera simultánea con el constructivismo, otro movimiento surgido a principios del siglo pasado.

Supremus No. 55 de Kazimir Malévich
«Supremus No. 55» de Kazimir Malévich, 1916.

Como su nombre así lo indica, el suprematismo es la supremacía de lo que es abstracto, es decir, que es la superioridad de la abstracción. En este movimiento, los artistas se inclinan por representar en sus obras la visión que tienen del universo, usando formas geométricas puras y abandonando, por así decirlo, las imágenes de rostros humanos y de la naturaleza.

El supremacista no se centra en tocar o mirar, sino más bien, en percibir. Por otra parte, este abre las puertas a nuevas posibilidades en el arte, ya que gracias a él se puede trasladar al espacio una apreciación plástica reproducida en las obras de arte creadas, las cuales eran en blanco y negro.                 

Características del suprematismo

Las características más distintivas del suprematismo ruso son las siguientes:

Colores que contrastan

La manera en la que se utilizaban los colores era de manera contrastantes, estos debían ser planos como por ejemplo los colores primarios y algunas tonalidades intermediarias como el negro y el blanco. Por otra parte, las opciones de colores eran bastante limitadas, se empleaba fundamentalmente el rojo, azul y verde

Formas cuadradas, triangulares y circulares

Este era un tipo de arte con abstracción en las formas, así que solo se usaban formas cuadradas, cruces, triángulos, y círculos. Por otra parte, estas debían ser absolutas y puras, armonizando de manera sencilla entre ellas.

Fondo blanco

Los fondos con colores neutros era algo que predominaba en este tipo de arte. Asimismo, uno de los colores que más se empleaba era el blanco, sobre todo en el suprematismo blanco.  

Estilo natural y descriptivo

El estilo de estas pinturas era excluir el mundo físico, es decir, lo natural. Más bien, se inclinaba por la sensibilidad, originalidad, realidad plástica y la supremacía. Principalmente lo social, práctico, materialista, ilusionista y lo descriptivo. Todo esto permitía que las obras brindaran una sensación de velocidad y movimiento.  

Origen del suprematismo

El origen del suprematismo se remonta a 1913 con los ideales de Kazimir Malevich, quien se encargó de promover una novedosa visión sobre el arte. Este descubrió mientras pintaba que podía haber una especial conexión entre las formas geométricas y, como cita el propio autor, la pureza de la “persona secreta del corazón”.

Ocho Rectángulos (1915) de Malevich pintura suprematista
«Ocho Rectángulos» de Kazimir Malévich, 1915.

Este artista diseñó bocetos con formas geométricas que eran simples. Kazimir Malevich creó la teoría de que el arte moderno de esa época podía, si se lo proponía, comunicarse usando un lenguaje visual absolutamente abstracto. Todo esto llevó a que en 1915 apareciera por primera vez ante el mundo el suprematismo, en una exposición de arte en la ciudad de Moscú.

Las primeras pinturas presentadas en la exposición «La Última Exposición Futurista de Pinturas 0.10» fueron el Cuadrado Negro y el Cuadrado Blanco. Por otra parte, en ese mismo año, se escribió el manifiesto del suprematismo, el cual fue realizado por el mismo Kazimir Malevich con la ayuda del poeta Vladimir Maiakovski.

Este movimiento no contó con una gran cantidad de seguidores en Rusia. Sin embargo, sí pudo ejercer una poderosa influencia en el desarrollo del diseño y en arte en el lejano oriente.

Contexto histórico del suprematismo

Como todo movimiento o corriente artística, el suprematismo estuvo rodeado de varios acontecimientos que influyeron en su desarrollo. Algunos de estos fueron los siguientes:

El siglo XX y la corriente reflexiva 

A comienzos del siglo XX una gran parte de filósofos, pensadores, artistas de la época y poetas se encontraban en una profunda reflexión sobre el ser humano y su entorno. Por ejemplo, teorizaban sobre el espacio celeste, el universo, el papel del hombre en la tierra y el cosmos.

En ese contexto histórico, Malévich propuso la superioridad de la sensibilidad transparente de las sencillas formas del arte. Con este objetivo en mente, crea el movimiento supremacista como una respuesta para la corriente reflexiva de la época. 

El futurismo y el cubismo  

Entre los años de 1907 y 1914 otros movimientos ideológicos y artísticos estaban en pleno auge, como el cubismo y el futurismo. Sin embargo, Kazimir Malevich no estuvo de acuerdo con los principios de estas corrientes artísticas, lo que llevó a que el suprematismo se convirtiera en la corriente vanguardista más revolucionaria de la época de la posguerra.

La Primera Guerra Mundial

Después de la Primera Guerra Mundial, entre 1919 y 1927, Lissitzky, que para el momento era uno de los principales miembros del movimiento, empezó a trabajar en diversos dibujos, grabados y pinturas. A estas obras las nombró Proun, término que en ruso se traduce «Proyecto Para la Afirmación de lo Nuevo».

Las obras de este arquitecto adoptaron y desarrollaron un lenguaje supremacista con geometría abstracta similar al de Malevich. El trabajo de Lissitzky fue vital para que el suprematismo llegará al campo arquitectónico en la época de la entreguerra.

Principales artistas del suprematismo

Entre los máximos exponentes del suprematismo tenemos a los siguientes:

  • Kazimir Malevich (1879 – 1935): fundador del movimiento, reconocido por sus aportes al arte suprematismo y por sus grandes obras entre las cuales podemos mencionar Pintada a Mano y el Cuadrado Negro, este último se trató como un símbolo de la religión rusa y una representación compleja en toda la historia del arte.  
  • El Lissitzky (1890 – 1941): un reconocido arquitecto, topógrafo, tipógrafo y diseñador, una de las figuras que más influyó en el suprematismo arquitectónico. Una de sus más notables obras fue un óleo sobre lienzo pintado en 1923 al que llamó Proun.

Otros artistas importantes

  • Olga Rozanova (1886-1918).
  • Mijail Menkov (1885-1926).
  • Iván Klyun (1873-1943). 
  • Alexandra Exter (1882-1949).
  • Nadezhda Udaltsova (1885-1961).
  • Lázar Khidekel (1904-1986). 
  • Kseniya Boguslavskaya (1892-1972). 
  • Ilya Chashnik (1902-1929).
  • Liubov Popova (1889-1924). 
  • Iván Puni (1892-1956).
  • Nikolái Suetin (1897-1954).
  • Nina Genke Meller (1893-1954).

Autora: Gabriela Torres

Especialista en artes, literatura e historia cultural. Diplomado en Producción Audiovisual. Aficionada al teatro y a la literatura, con un grandísimo amor por el análisis y la interpretación de obras de arte. Más sobre Gabriela.

¿Te ha sido útil este contenido?

Compartir artículo