La Pintura

Inicio / Bellas Artes / La Pintura

Podemos definir la pintura como el arte de la demostración gráfica, creada a través de diferentes sustancias líquidas o espesas, las cuales se aplican con diversas herramientas sobre un lienzo. Es de las artes más subjetivas que existen, ya que se mezcla tanto la parte técnica como sentimental. Te contamos a continuación su origen, historia, características principales y las técnicas más usadas en la actualidad. ¡No te lo pierdas! 

Definición de Pintura

Es una técnica artística que se basa en plasmar un líquido viscoso en un lienzo, creando trazos y formas que darán resultado a una obra de arte, según la objetividad de su autor. 

Pintura seca vs. Pintura húmeda 

Aunque nos vamos a enfocar en las pinturas húmedas, queremos explicarte de manera rápida y sencilla cuál es la diferencia entre ambos tipos.

Las pinturas secas son aquellas que no necesitan de ningún disolvente para ser aplicadas, algunos ejemplos de estas son: los lápices de colores, los lápices de grafito, marcadores, carboncillo, etc. 

En cambio, la pintura húmeda si requiere un diluyente, a base de agua o aceite, para antes de ser aplicada con el pincel. Algunos ejemplos de estas son: las témperas, las acuarelas y los óleos. 

Origen de la pintura 

Para entender las artes modernas es importante regresarnos al pasado, por lo que hoy nos remontaremos a la época prehistórica, unos cincuenta mil años atrás, en donde se encontraron las representaciones artísticas más antiguas del mundo. 

Esta es una de las principales bellas artes que acompañó al hombre durante su evolución. De hecho, es tan antigua que ni siquiera se puede calcular la fecha exacta en donde se originó. Una de las principales evidencias, que confirman su antigüedad, son las primeras pinturas rupestres encontradas en la cueva de Altamira, España. 

Pintura rupestre de altamira
Una de las pinturas rupestres encontradas en La Cueva de Altamira.

Por supuesto, se encontraron muchas otras, pero, lo que es más importante a resaltar en su historia, es que, esta arte, desde siempre, más allá de una técnica, resultó ser una expresión del pensamiento humano, una manera útil de comunicarse y dar a entender lo que se siente. 

Historia de la pintura 

El término “rupestre” deriva del latín, rupestris, lo cual significa “roca”. Los humanos pintaban sobre rocas y utilizaban como herramientas sus dedos, o las plantillas de sus manos. Otros instrumentos que usaban eran las piedras aplanadas o plumas, para plasmar los tintes que obtenían de la naturaleza. Había diferentes sustancias que sé utilizaban para pintar en ese momento, pero entre las más comunes se encuentran la sangre, el negro del carbón, barro, aceites naturales, entre otros. 

Las pinturas que se solían hacer eran animales, desnudos humanos y figuras abstractas. Todo esto cambió notoriamente hace cinco mil años atrás, cuando la pintura egipcia evidenció una evolución en las técnicas y diseños que se estaban exhibiendo. Estas se creaban, la mayoría de las veces, para representar historias o escenas de la vida cotidiana. No obstante, las técnicas ya no eran las mismas, nos estábamos acercando a una representación más realista.

Pinturas egipcias rupestres

Los romanos fueron más allá de crear murales, ahora también pintaban sobre vajillas, obteniendo nuevos objetos personalizados. Se puede decir que la pintura romana fue de gran influencia para los griegos, quienes, al prestarle mayor atención a esta arte, decidieron enfocarse en la pintura sobre cerámica

A esto le siguió la pintura sobre objetos más delicados, como el vidrio, y otros que se volvieron bastante comunes al ser usados por primera vez, como la madera. Los americanos representaban en sus pinturas más que todo situaciones religiosas, cosa que estaba de moda para ese momento, pero todo esto cambio después de la invasión española, donde la pintura tomó un nuevo rumbo. 

Evolución de la pintura 

Ya a partir de 1492 con la llegada de Colón a América, el arte europeo ejerció su influencia en todos los sentidos, incluido el arte y la pintura. Con la conexión del antiguo y nuevo mundo artístico surgido en Europa, las nuevas técnicas descubiertas fueron difundidas por todo el mundo. Por ejemplo, se mezclaban estilos modernos como el modernismo, el expresionismo o el cubismo, con el estilo gótico, uno de los más importantes estilos antiguos. 

Características principales de la pintura 

Las características que te mencionaremos te ayudarán a terminar de entender un cien por ciento la historia de la pintura, al igual que su significado actual. 

  • La pintura fue cambiando y evolucionando más que todo debido a los movimientos artísticos como el cubismo, uno de los que te mencionamos arriba. El mundo se mueve por las tendencias, aquello no era diferente en esos tiempos. 
  • Dentro de la historia podemos ver que cuenta con una diversidad de géneros pictóricos bastante amplia, entre estos encontramos el retrato, el desnudo, la naturaleza muerta, la mitología, la pintura paisajística, etc. 
  • Se utilizan tres o dos dimensiones: ancho, alto y profundidad, las cuales se emplean para lograr una imagen más parecida a la realidad. 
  • El uso del color a partir de los colores primarios es importante. Los colores primarios son el rojo, amarillo y azul, que, al ser mezclados entre sí, podemos generar otros colores, los secundarios, verde, naranja y violeta. Ahora, los colores terciarios son las diferentes variantes originadas a través de los colores primarios y secundarios. 
  • En este arte se hace mucho uso de la perspectiva y el espacio, a través de diferentes técnicas como lo son el óleo, el acrílico, la acuarela, entre otras. Te hablamos sobre estas a continuación. 

Técnicas más usadas en la actualidad 

Las técnicas son aquellas que nos permiten aplicar un estilo de pintura único, de tal forma que, con tan solo ver el cuadro, sepamos la técnica que fue aplicada para realizarlo. Entre las más usadas encontramos las siguientes. 

Pintura con acuarela 

Pintura de Acuarelas de William Turner, siglo XIX.

Su característica principal es la transparencia ¿qué quiere decir esto? Que el color hay que trabajarlo por capas, por ello es considerada una de las técnicas más complicadas de dominar. El resultado son colores brillantes y vivos. Para emplearla se requiere utilizar papeles de textura rugosa y de alto gramaje (es decir, densidad) para que absorban correctamente el agua.

Pintura acrílica 

Es de las más recomendadas para aprender a pintar, esto se debe a que seca bastante rápido, es económica y fácil de manipular. Solo hay que disolverlas con agua, no necesitarás de materiales extras.  

Pintura con óleo 

Pintura realizada en óleo
La Noche Estrellada de Van Gogh, pintura con Óleo fabricada en el año 1889.

La pintura al óleo es una de las técnicas más usadas en el mundo, esto se debe a que permite lograr distintos efectos de claroscuros, texturas y colores. Su único defecto destacable es que tarda mucho en secar, y, aunque es cierto que favorece a la mezcla de colores, alarga mucho el proceso de espera. 

Para pintar con óleo se pueden aplicar diferentes métodos y estrategias para obtener mejores resultados. Entre estas tenemos la pintura por capas y la pintura directa. La pintura por capas consiste en ir creando capas delgadas. Se debe esperar una capa se seque por completo para luego aplicar por encima otra capa nueva de pintura. Al hacer esto poco a poco se van engrosando dichas capas hasta conseguir el resultado deseado.

En cambio, el método de la pintura directa, es el que utilizó Van Gogh para realizar su famosa pintura “la noche estrellada”. Este es uno de los métodos más complicados, debido a que, aunque te permite terminar el cuadro de una sola vez, también trabajas mucho más rápido, ya que vas capa tras capa sin esperar que se seque. 

Técnica mixta

Como lo dice su nombre, se emplean más de dos técnicas en un mismo cuadro. Los resultados de estas obras suelen ser bastante llamativos, puesto que, a simple vista, por los diferentes colores y texturas que se aprecian, te quedas atrapado observando cada detalle. Una técnica que también hay que saber trabajar para lograr una buena fusión de estilos.

Autora: Gabriela Torres

Especialista en artes, literatura e historia cultural. Diplomado en Producción Audiovisual. Aficionada al teatro y a la literatura, con un grandísimo amor por el análisis y la interpretación de obras de arte. Más sobre Gabriela.

¿Te ha sido útil este contenido?

Compartir artículo